martes, 18 de abril de 2017

¿Escuchará París el Caso de Oier?

París ha dado muestras de estar dispuesta a mostrar más apertura con respecto al proceso de paz abierto en Euskal Herria hace más de cinco años y pareciera que esa es la razón por la cuál Sare ha decidido tender la mano en esa dirección en favor del preso político Oier Gómez según nos hace saber esta nota publicada por Naiz:


Sare ha entregado hoy al cónsul francés en Bilbo un dossier en el que recoge todo el apoyo político, social e institucional que ha cosechado la reclamación para que se libere al preso gravemente enfermo Oier Gómez Mielgo, aquejado de un sarcoma de Ewing con metástasis en cadera y cabeza. Desde la red ciudadana se ha urgido a que París tome una decisión con urgencia ya que al prisionero gasteiztarra los médicos le han dado una esperanza de vida de seis meses.

Agustín Goikoetxea

Una concentración ante el consulado francés en Bilbo ha exigido hoy al mediodía la inmediata puesta en libertad del preso Oier Gómez Mielgo. La movilización, convocada por Sare, se ha celebrado un día antes de que mañana se celebre la vista en la que se tratará sobre la petición de suspensión de la condena al prisionero, al que los médicos le han dado una esperanza de vida de seis meses a raíz del sarcoma de Ewing con metástasis en cadera y cabeza que padece.

Coincidiendo con la concentración a las puertas de la sede consular, Sare ha entregado un dossier sobre el caso del prisionero gasteiztarra, hospitalizado en Pitiè-Salpetrière. La intención de la red ciudadana es que el cónsul transmita esa información al Ministerio francés de Justicia para que pueda calibrar el respaldo político, social e institucional que tiene esa demanda. En ese sentido, han alertado de que «el tiempo corre en contra de Oier».

En declaraciones a los medios de comunicación, Amets Martínez ha subrayado que «la sociedad vasca ha dicho alto y claro que no existe ninguna razón para mantener a los presos y las presas enfermas en prisión», apuntando a razones humanitarias, legales y al contexto que se vive en Euskal Herria».

«Hay un mandato ciudadano que dice que se tienen que respetar los derechos humanos de los presos y las presas vascas, y eso es lo que venimos a decir aquí», ha añadido el sarekide, quien ha citado los apoyos a ese reivindicación que se vienen sucediendo en ayuntamientos alaveses, Diputación y Parlamento autómico.

Martínez ha considerado que la situación del represaliado gasteiztarra es «extrema», aunque ha recordado que hay otros 13 presos vascos con graves enfermedades en prisión. Además de recordar que el 6 de mayo han convocado una manifestación en la capital alavesa, el representante de Sare ha advertido de que podrían impulsarse nuevas iniciativas o activar nuevos compromisos.





°