domingo, 30 de noviembre de 2008

Escenario Democrático

Esta entrevista a Arnaldo Otegi ha sido publicada en Gara:


«La izquierda abertzale debe construir una estrategia eficaz para alcanzar un escenario democrático»


Ésta es su primera entrevista para un medio nacional desde que salió de prisión hace tres meses. Transcurrido ya un año y medio desde el final del proceso de negociación, Arnaldo Otegi subraya la necesidad de articular una estrategia que supere el actual bloqueo y posibilite saltar el muro contra el que se han estrellado históricamente las reivindicaciones vascas. Y remarca que sólo la izquierda abertzale tiene capacidad de mover el escenario político y crear un proyecto ilusionante.

Iñaki Iriondo / Ramón Sola

Arnaldo Otegi, interlocutor de la izquierda abertzale con el Estado español, aborda la necesidad de que la izquierda abertzale en particular y los independentistas vascos en general articulen una estrategia eficaz que permita superar el muro contra el que se han estrellado todos los procesos anteriores: la imposibilidad de dar el salto desde el escenario actual, desgastado pero vigente, a otro democrático. Para ello sostiene que es necesario articular un bloque independentista a la izquierda del PNV que modifique la correlación de fuerzas en el espacio abertzale.

Hubo muchas especulaciones cuando salió de la cárcel y después usted ha mantenido varios meses de silencio. ¿Qué ha hecho durante este tiempo?

Fundamentalmente, hablar con la gente y escuchar. Lo tenía pensado durante la estancia en la cárcel. Teniendo en cuenta la situación de bloqueo existente y viniendo como veníamos de un proceso de negociación con el Estado, había pensado dedicar tres meses a hablar con el máximo número de gente posible para hacerme una radiografía de la situación, de cómo estaba la izquierda abertzale y otros sectores sociales. Esto te permite intuir dónde está el carril central mayoritario de la gente.

¿Y cuál es la radiografía que ha obtenido?

Por un lado, hay una sensación muy grande de bloqueo, con una situación terrible en términos represivos. También he percibido indicadores de frustración y escepticismo ante una situación en la que el movimiento abertzale parece estar gripado políticamente. Pero al mismo tiempo he observado que muchos sectores populares están esperando a la izquierda abertzale, porque consideran que sólo ella -aunque no en solitario- tiene capacidad para mover el escenario político y esperan que retomemos la iniciativa para sumarse a un proyecto político ilusionante. Y son sectores muy amplios del país.

Pero, ¿está la izquierda abertzale en condiciones de plantear esa alternativa?

Aceptando que todos hemos cometido errores, hay un dato a destacar: ha fracasado la operación política que el Estado diseñó hace treinta años para asimilar al pueblo, troceando el país y negándole la soberanía, e intentando aniquilar a la izquierda independentista. Los instrumentos que se diseñaron para la asimilación del pueblo vasco, como el Estatuto y el Amejoramiento, están desactivados en gran medida gracias a nuestra lucha. Y ésta es una constatación que podemos hacer en términos nacionales, porque es en el conjunto de Euskal Herria en el que se da un cuestionamiento de los marcos vigentes. Hoy nadie piensa que el futuro de este país se va a construir sobre los cimientos puestos hace treinta años. Ésa es la victoria importante de la izquierda abertzale, que ahora hay que saber vehiculizar adecuadamente. Se constata que hay una mayoría popular, una mayoría sindical, una mayoría política que hoy podría estar configurando una alternativa a los marcos diseñados, y es responsabilidad de la izquierda abertzale construir una estrategia eficaz que permita pasar de la actual situación de negación e imposición a un escenario democrático.

¿Cuáles son esas condiciones para el cambio que dice que existen?

La primera y la gran victoria es que hemos hecho fracasar los instrumentos diseñados hace treinta años para asimilar al pueblo vasco y a la izquierda abertzale. La segunda condición es que la mayoría popular y social del país ha asumido que la alternativa democrática, en lo relativo al Estado español, pasa por cuatro territorios y derecho a decidir libre y democráticamente nuestro futuro. Y la tercera condición favorable es que existe un contexto europeo que avala a quienes queremos crear un Estado vasco. Ahí está el ejemplo de esta semana de Groenlandia, al que se puede sumar el de Escocia. Lo fundamental, sin embargo, no es acertar en este diagnóstico, que puede ser ampliamente compartido, sino cómo somos capaces de impulsar una estrategia para el cambio político en Euskal Herria, cómo somos capaces de poner en marcha un proceso que habilite una negociación con el Estado que nos conduzca a un estadio democrático donde desarrollar la opción independentista y socialista en nuestro pueblo.

Hablaba de crear condiciones para una negociación con el Estado. ¿Cree que existe conciencia exacta de hasta dónde se llegó en el último proceso, por ejemplo, de cuál fue la implicación internacional?

No existe esa conciencia, porque hemos sido extremadamente discretos en los datos que hemos ido facilitando. Quienes pudimos vivir en primera persona esa experiencia lo que sí podemos trasladar es que hubo una implicación internacional al más alto nivel y que en el centro de Europa nosotros abordamos un debate en términos políticos que recogía la cuestión territorial y el derecho a decidir libre y democráticamente nuestro futuro, y que nuestra posición fue entendida como razonable por buena parte de los observadores internacionales. Y a día de hoy considero que existe por parte de esos agentes la misma predisposición que hubo entonces para colaborar en la creación de un nuevo proceso de negociación.

Ese parece un dato importante.

Lo es, porque creo que la izquierda independentista tiene que jugar fundamentalmente en tres escenarios. El primero es vertebrar una alternativa política a la izquierda del PNV que lidere el cambio político desde posiciones independentistas. El segundo es el terreno de la confrontación con los estados, que debe combinar una estrategia de negociación y acuerdo para resolver en términos democráticos el conflicto político con el impulso de una acumulación de fuerzas independentistas y progresistas. Y el tercer escenario es el europeo. El proceso permitió instalar el debate sobre el problema vasco en Europa y la comunidad internacional en general, y a día de hoy se puede decir que, en Europa, mediante la construcción democrática de mayorías amplias en torno a la independencia, es posible acceder a la creación de un Estado.

viernes, 28 de noviembre de 2008

Egaña : Comisión de la Verdad

Este texto nos ha sido enviado por correo electrónico:

Comisión de la Verdad

Tras pasar el detector de metales y el control de identidad, un vigilante me acompaña al segundo sótano. Enciende la luz de un largo pasillo que se encontraba a oscuras. Estoy en Lakua 1, Gasteiz. Miro el reloj. Marca las 8:17 de la mañana. Llegamos al fondo del pasillo. Esperamos sin cruzar palabra. Casi cinco minutos después aparece un funcionario de Derechos Humanos, al que reconozco de algunos encuentros privados, acompañado de un joven ataviado con un traje azulado. Debe de ser el agente judicial. “Tiene media hora –me dice-. El auto no le permite ni un minuto más”. El funcionario saca una tarjeta de su bolsillo y la acerca a una luz roja que, por un instante, se vuelve verde. Se abre una pesada puerta de acero y, por fin, consigo entrar.

Vigilante y agente se quedan al otro lado de la puerta que se ha vuelto a cerrar. Apenas atisbo a reconocer una sonrisa en la fisonomía del funcionario. “Cada caja es un expediente”, señala. Varias galerías en penumbra y corredores con armarios que se abren al mover una especie de volante. “Tu mismo puedes servirte, pero deja todo como lo has visto”, añade. “Recuerda que sólo puedes mirar los papeles. Nada más”. Lo sé, no hace falta que me lo repita. Tomo aire. ¡Cuántos secretos, cuantas amarguras guardan estas cajas!

Echo mano a la más cercana. Expediente 183/1947: Víctor Belandia. Leo rápidamente la entrada y entiendo que este mozo era un boxeador al que no le concedieron pasaporte porque en su familia había antecedentes “rojo-separatistas”. Tenía contrato en EEUU para unos cuantos combates. Una oportunidad única. Contrata a un mugalari para que le pase el Bidasoa. La Guardia Civil le espera y le acribilla a balazos. Las ilusiones se esfuman. He consumido seis minutos. Cierro rápidamente la caja, recorro unos metros y abro una nueva, al azar.

Expediente 228/1961: Bolueta. Control policial: un muerto y otro herido grave, paralítico de por vida. Recortes de prensa: ajuste de cuentas entre contrabandistas. Una de las víctimas es una conocida familia franquista. Cambio de mensaje: “Es humano errar aunque los yerros tengan a veces tan dolorosas consecuencias”, dice el entonces Correo español. Avanzo con avidez: una decena de policías, inspectores y guardia civiles juzgados por esos hechos. Decepción: todos absueltos. Los asesinos siguen libres.

Me tiemblan las manos al cerrar el siguiente, el 064/1972. Los niños Iñaki Elosegui y Juan Echeverria, de Rentería, mueren en el Jaizkibel al explotar una granada abandonada por el Ejército que tenía en el monte un campo de tiro. Entre otros ocho chavales heridos, José Manuel Durán queda ciego. Nombres de responsables, soldados de reemplazo, autoridades civiles, indemnizaciones sin pagar. Una caja repleta de documentos. En algunos de ellos, los nombres están tachados.

El funcionario sigue mis pasos. Carraspea. Me dirijo al corredor siguiente. “Esos no tienen mucho interés –me apunta-. No hay víctimas”. Repaso varios que se apiñan sin ordenar. Expediente 563/1942. El alcalde de Donostia recalifica los terrenos del Antiguo colindantes con la cárcel de Ondarreta que ordena destruir, lo que revaloriza sus posesiones junto a la prisión, y manda construir el nuevo penal en una zona hasta entonces de lujo, Martutene, propiedad de la familia de su esposa. Otro, el expediente 12/1951. Casi un centenar de soldados de la guarnición militar de Urduliz, de un total de 120, reciben una nota en la que se les indica que vuelvan a sus hogares respectivos hasta “nueva orden”. La razón del licenciamiento temporal reside en que la guarnición del Ejército se queda sin fondos económicos y antes de que trascienda el escándalo, los mandos militares optan por sostener a los imprescindibles para las tareas burocráticas. Jamás apareció aquel dinero.

Mi acompañante me indica un corredor en el que se agolpan expedientes de victimas infantiles. Niñas y niños. Siento como si una perturbación alimentara mi curiosidad. Y me siento culpable, no sé de qué, pero de algo. El tiempo corre. Todos los expedientes que alcanzo a descifrar son de chiquillos despedazados por bombas abandonadas. En Bilbao, el niño Alfonso Larrañaga muere en un piso de la calle Gregorio Uzquiano por la explosión de una bomba abandonada por dos legionarios. En las cercanías de la Casa de la Misericordia de Iruñea explota una bomba con la que juegan cuatro niños que resultan heridos de suma gravedad. Uno de ellos, José Esparza, muere días después. En la calle María Díaz de Haro de Bilbao, cuatro niños resultan heridos de gravedad con una granada que han encontrado enterrada. Dos de ellos mueren en los días siguientes a consecuencias de las heridas: Manuel y José Luis Palacios. En Barrón (Ribera Alta) la niña Amalia Martínez Loreda, resulta herida de gravedad al explotar la bomba que ha encontrado en el campo. En Iantzi, en marzo de 1952, tres niños encuentran una bomba tras unas matas con la que juegan con trágico resultado: Juan Eugui resulta muerto y los hermanos Anchondegui heridos de gravedad. Otros dos niños, Máximo y José Muro, mueren en San Adrián al explotarles una granada. En las faldas del San Marcial (Irún), Marcial Dieguez y su hijo perecen al explotar una granada de mano. En Monteagudo muere el niño Rufino Morales y otros cuatro resultan heridos de gravedad. En Dicastillo, la niña Puy Gambra fallece al estallarle una bomba de mano que había encontrado en el campo. No puedo seguir con estos expedientes. Me tiembla el pulso.

El funcionario de Derechos Humanos acude en mi ayuda. Cambiamos de corredor. Expedientes nominales: responsables políticos, institucionales, falangistas, alcaldes, sacerdotes, concejales, censores. Nombres y apellidos del horror. Pequeños y grandes reyezuelos: Jaime del Burgo Torres, Jesús Aramburu Olarán, Francisco Javier Arraiza, Adolfo Goñi Iraeta, Ramón Urrizalqui, Juan José Bilbao Arreaga, José María Elizagarate, Antolín Mendiola Querejeta, Jesús de los Santos Garayalde, Antonio Paguaga, Elías Querejeta Insausti, etc. Grueso y sorprendente expediente, 612/1975, las familias vascas del régimen franquista se reúnen para preparar y dirigir la Transición: los hermanos Serrats Urquiza, Ibarra Landete, Pastor Rodríguez, Aguirre Gonzalo, Oriol y Uquijo, Aristegui Bengoa, Araluce Villar, Oreja Aguirre, Escudero Rueda, Muñoz Carreón, Marco Tobar, Fernández Palacios, Ybarra López-Doriga, Aramburu Olarán, Otazu Zulueta y Satrústegui Aznar. Voy leyendo los nombres en alto que se graban en mi teléfono móvil. Una pequeña trampa.

El tiempo se acaba. Salto a un nuevo pasillo, tras comprobar que la primera caja corresponde a Melitón Manzanas, el paradigma de los torturadores franquistas. La paso de largo. Miro las cajas de refilón. Voy leyendo nombres: Pablo Velasco, José Aguirre Iturbe, Baltasar Buriel, Txomin Letamendi, Agustín Unzurrunzaga... Desvió la mirada a mi interlocutor. “Muertos en comisarías, torturados”, me dice. Abro uno que tengo a mano. Expediente 301/1950. En síntesis: Julián González y Manuel Raso, detenidos mientras pegan carteles en Sestao. Conducidos a la comisaría de María de Muñoz, ambos terminan en el hospital. González con una conmoción cerebral y Raso con una perforación intestinal ya que los agentes les hacen comer el pincel con el que pegaban los carteles.

“Existen procesos contra los torturadores, pero todos terminan en absolución”. Me alcanza el caso de Gumersindo Capa Mendizábal, prisionero de guerra que murió a causa de las torturas (32/1941). Absolución de los encausados que según el juez, “procedieron estrictamente a sus deberes en el cumplimiento de la misión que desempeñaban”. La citada sentencia, sin embargo, dice que “no ha podido determinarse claramente la autenticidad de los malos tratos de referencia” a la vez que dictamina que se han producido como respuesta a una “agresión del fallecido”.

Me llega el eco de unas pisadas. Instintivamente miro el reloj. Ha concluido la media hora. Alzo la mirada para comprobar que el vigilante y el agente judicial han llegado hasta nosotros. Apago el teléfono móvil en mi bolsillo sin que nadie lo perciba. Algo es algo, pienso para mi. “Su tiempo ha concluido”, frase lapidaria en boca del funcionario judicial. La luz del archivo se va difuminando, como si hubiera estado programada. La puerta se cierra tras de nosotros, sin hacer apenas ruido, como si fuera un coloso que aplasta la tierra que nos cobija. El pasillo se hace más largo que hace un rato.

¿Cuántos expedientes”, acierto a preguntar al funcionario. “Muchos, miles, quizás diez mil”, responde sin alterar la voz. Nos despedimos con un apretón de manos. Ante todo educación, habría dicho mi madre. Suponía que mi denuncia para poder tener acceso a los expedientes agriaría nuestra relación. Pero no lo parece. Afloro al exterior. Ya no hacen faltan controles. Ni siquiera de identidad. Es la salida. Un viento gélido llega de las avenidas atestadas de coches aparcados. Camino hacia Txagorritxu, donde me espera el mío. Dicen que van a crear una Comisión de la Verdad para investigar los crímenes y atrocidades del franquismo. La historia que he contado es ciencia ficción (¿algún día será verdad?). Los datos de esos expedientes ficticios, en cambio, son tan ciertos que siguen infligiendo dolor. Espero con ansiedad.

Iñaki Egaña


.... ... .

Vascófobo de la Semana | Juan Manuel de Prada

Están a punto de leer una pequeña nota publicada por La Opinión de Zamora con respecto a una declaraciones hechas por un escritor de nombre Manuel de Prada (no se preocupen si no lo conocen, parece ser que fuera de Zamora no lo conoce nadie). Aquí la tienen:


De Prada: «Es insólito y demencial que los niños catalanes y vascos no dominen el idioma oficial»

El escritor zamorano Juan Manuel de Prada afirmó ayer que es algo «insólito y demencial» que «las nuevas generaciones de niños catalanes o vascos tengan verdaderos problemas con la sintaxis española, con la gramática española», porque en su opinión son personas que no dominan verdaderamente el idioma oficial común de todos los españoles.
De Prada, que participó en el Congreso Internacional sobre el Español como Valor y Recurso Cultural, Turístico y Económico junto con dos periodistas, explicó que esto se produce «por anteponer motivos de conveniencia política o estrategia política, que son llevados a la vida y quieren que la vida se amolde a las estrategias de la política».
Asimismo, indicó que esta situación está llevando a una «ingeniería social» y mientras que antes la convivencia entre dos idiomas en regiones como Cataluña, País Vasco o Galicia era «algo natural» y motivo de gran riqueza para la sociedad y la cultura española, «se ha querido convertir en una imposición». El escritor además opinó que es «una ingeniería progresiva» y lo que se está dando primero en el ámbito educativo, se está extiendo a otros ámbitos como el periodístico y por motivos políticos, aseguró.



Ya se ve como este tipo no está haciendo nada más que aportar su porción de veneno a la campaña en contra del euskara (y el catalán y el gallego) que internacionalizara el vascófobo Keith Johnson hace unos meses.

Para empezar los niños vascos y catalanes (que bueno que es él el que establece que hay niños vascos y catalanes, no quisieramos que nos tacharan de racistas a nosotros) no tienen problemas ni con la sintaxis ni con la gramática castellana, al contrario, son los niños españoles los que tienen problema con el léxico, la gramática y la sintaxis del euskara y el catalán, y esto se da por un hecho muy simple, los niños vascos y catalanes se encuentran muy a gusto con su bilingüismo mientras los niños españoles son lastrados por el adoctrinamiento que sufren los niños de todos los estados-nación con un pasado genocida y colonialista.

Segundo, el castellano será oficial en el estado español, pero es un hecho irrefutable que el euskara también lo es en Hegoalde (Nafarroa, Araba, Bizkaia y Gipuzkoa) así como el catalán lo es en Catalunya. Así que si hablamos de oficialidad pues ya la lleva perdida el tal de Prada que lo que realmente nos está queriendo decir es que si por trogloditas como él fuera (y miren que no está solo el tipo) el castellano sería el único idioma oficial tanto en Hegoalde como en Catalunya (y Galiza ya que estamos entrados en gastos).



Hombre, y la imposición del castellano no tiene ningún componente político, hombre, si está bien claro.

¿Convivencia natural dice?

¡Pero claro!

Para los fascistas lo más natural es prohibir y criminalizar lo que es diferente, lo que no pueden comprender. Tal vez sea momento de recordarle al merolico que el uso del euskara estuvo "naturalmente" prohibido durante el periodo franquista de 1936 a 1975 y que después de esto los diferentes gobiernos del period franquista que va de 1975 al presente han hecho lo que han podido por evitar que suceda en la práctica lo que está escrito en el papel, o más bien, un montón de papeles al que le van a rendir pleistecia en unos cuantos días.

Y bueno, ya ni siquiera vamos a hablar de lo que la imposición de los funestos resultados que trajo la imposición de la "rica cultura española" en América, que incluyó la desaparición a sangre y fuego de cientos de idiomas en favor del castellano.

La postura supremacista del castellano por parte de los españolistas es demencial sí, pero para nada insólita, viene repitiendose desde hace más de 500 años.




.... ... .

miércoles, 26 de noviembre de 2008

Arte Vasco en México

Esta nota acerca de la presencia de expresiones artística de Euskal Herria en México ha sido publicada por La Jornada:

Desarrollan programa en el contexto de la tercera Muestra de Artes Escénicas en la capital

Traen a México un importante compendio de danza, teatro y música del País Vasco

Carlos Paul

Una muestra de danza, teatro y música del País Vasco se desarrolla desde ayer y concluirá el 30 de noviembre, en el contexto de las actividades de la tercera Muestra de Artes Escénicas de la Ciudad de México.

La propuesta busca no sólo presentar al público mexicano lo que algunos creadores escénicos de Euskadi realizan en aquel país, sino también servirá para fomentar convenios e intercambios culturales entre el Gobierno del Distrito Federal, mediante el Sistema de Teatros de la Ciudad de México, y el Departamento de Cultura del Gobierno Vasco.

Por ello, además de los promotores provenientes de Argentina, Brasil, Colombia, Ecuador, Honduras, Perú, El Salvador y Guatemala, así como de los estados de Chihuahua, Tamaulipas, Jalisco, Morelos y Zacatecas, se encuentra en México una delegación de programadores y promotores culturales vascos.

En Euzkadi “no existe una escuela propiamente dicha de artes escénicas. No tenemos –todavía– un centro dramático ni uno coreográfico”, lamentó Iñaki Gómez, titular de la Dirección General de la Cultura Vasca. Sin embargo, agregó el funcionario, “en la actualidad alrededor de 50 ayuntamientos cuentan con un foro teatral, lo que ha permitido implementar una red importante de exhibición”.

El apoyo a las compañías, explicó, “es ciento por ciento público. Generalmente son tres vías por las que se puede conformar una programación: entre las diputaciones, los ayuntamientos y el gobierno. Respecto del financiamiento, en ocasiones es mixto o privado principalmente. También, mediante convocatoria, se hace una selección de autores o compañías, para apoyarlos en la producción de espectáculos”.

Para el creador escénico vasco Fernando Bernués, “hace falta crear un marco público de producción, por lo que la creación y producción están principalmente en manos de las compañías privadas. Existe un proyecto, pero, al no contar con una escuela de artes escénicas, las carencias en la formación de creadores son importantes y la identidad cultural es también la de un país. Éstas son dos de las cuestiones donde pensamos que se tiene que reforzar nuestro trabajo”.

Dos recitales de Kepa Junkera

Con la presencia del delegado del gobierno vasco en México, Iñaki Ruiz Cuesta, la titular del Sistema de Teatros de la Ciudad de México, Nina Serratos, dio a conocer los detalles sobre la muestra de artes escénicas del País Vasco.

Con base en poemas del escritor Joseba Sarrionandia, las compañías de danza contemporánea Kukai y Tantakka presentan el espectáculo Hnuy Illa (ayer y este miércoles), a las 20:30 horas en el Teatro de la Ciudad (Donceles 36, Centro Histórico). Las compañías de danza Kukai y Logela presentarán Latidos, espectáculo de danza y multimedia, los días 27 y 28, a las 19:30 horas, en el foro al aire libre ubicado en Dr. Mora y avenida Juárez, a un costado de la Alameda Central.

También, El florido pensil, obra de teatro que en tono de comedia cuenta las vicisitudes de una pandilla de muchachos “sometidos a la absurda e ilógica brutalidad del sistema educativo de la España franquista”. Funciones: 27 y 28 a las 20:30 horas en el Teatro de la Ciudad; mientras el reconocido compositor y acordeonista Kepa Junkera ofrecerá dos recitales: el sábado 29, a las 20 horas (Teatro de la Ciudad) y el domingo 30 a las 19:30 horas, en el foro al aire libre.

.... ... .

Abuso Penal

Ya lo dijo Human Rights Watch, ya lo señaló Amnesty International, no cae de sorpresa que ahora sea la ONU la que desnude al estado español en toda su criminal naturaleza.

Este artículo ha sido publicado en Gara:



El Supremo también delata el abuso penal en Euskal Herria

El Supremo dice al corregir a la Audiencia Nacional que se corre el riesgo de caer en el «Delito Penal de Autor», un concepto bien conocido en Euskal Herria. A la fiscal del caso le preguntaron si el fallo hubiera sido diferente, con las mismas pruebas, si a los acusados se les relacionara con ETA. «No lo sé», respondió Dolores Delgado.

Ramón Sola

La aplicación como un chicle del concepto penal de «terrorismo» en el Estado español acaba de ser censurada por el Comité de Derechos Humanos de la ONU. Y algunas sentencias de la Audiencia Nacional crujen incluso en los propios tribunales madrileños. El Supremo ha revocado la de la «Operación Nova», en un fallo que incluye consideraciones que no suenan extrañas en Euskal Herria. Por ejemplo, que existe riesgo de implantar el «Derecho Penal de Autor» o que «las ideas se combaten dialécticamente, no con el Código Penal».

Los titulares de prensa relativos al reciente informe del Comité de Derechos Humanos de la ONU sobre el Estado español se han fijado sobre todo en la cuestión de la tortura, en el caso de los medios vascos, y en el de los crímenes franquistas, en el de los españoles. Sin embargo, en ese mismo informe hay un subrayado especial y novedoso respecto a la anterior inspección, que databa del año 1996. La ONU muestra su alarma por el modo en que se está extendiendo la aplicación del concepto de «terrorismo».

Certifica así una situación que afecta a cientos de ciudadanos vascos implicados en los macrosumarios impulsados desde 1998 y que ya han dado pie a tres juicios con casi un centenar de condenados y con un castigo global superior a los 850 años en la Audiencia Nacional: el referido a Jarrai-Haika-Segi, el del «sumario 18/98» y el del movimiento pro-amnistía.

El estudio de la ONU, elaborado a partir de la visita del relator Martin Scheinin y sus reuniones con el Gobierno y con todo tipo de expertos, no puede ser más claro en este aspecto. Insta al Estado español a corregir todo el bloque del Código Penal en el que se fijan los delitos de «terrorismo», por cierto modificado ya en múltiples ocasiones pero siempre para endurecer las tipificaciones relativas a la disidencia vasca.

El Comité «expresa su preocupación por el alcance potencialmente excesivo de las definiciones de terrorismo en el derecho interno, en particular las que figuran en los artículos 572 a 580 del Código Penal español, que podrían dar lugar a la violación de varios derechos enunciados en el Pacto», dice en referencia al acuerdo internacional sobre derechos humanos ratificado por Madrid en 1977.

Así las cosas, el documento añade que «el Estado debe definir el terrorismo de manera restrictiva y hacer de modo que sus medidas contra el terrorismo sean plenamente compatibles con el Pacto. En particular, debería prever la modificación de los artículos 572 a 580 del Código Penal para limitar su aplicación a las infracciones que revistan indiscutiblemente un carácter terrorista y merezcan que se las trate en consecuencia». La referencia constata que Ginebra sabe que a día de hoy no es así. La etiqueta de «terrorista» se ha aplicado a personas que se han limitado a impulsar o dirigir un periódico, a promover la desobediencia civil, a denunciar la práctica de la tortura o a movilizarse por la juventud vasca.

Habrá quien considere que estos comités de la ONU tienen un criterio excesivamente garantista. Pero difícilmente pensarán lo mismo de Raymond Kendall, que fue secretario general de Interpol durante dieciséis largos años, entre 1985 y 2001. Esa atalaya da un valor muy especial a las afirmaciones que hizo en la sesión sobre Euskal Herria celebrada en el Parlamento Europeo hace dos semanas: «Parece que el Gobierno español puede prohibir muy fácilmente un partido o cerrar un periódico sólo por coincidir con unas ideas», manifestó. Su conclusión es que «España es una democracia relativamente nueva y puede que haya algunas actitudes antiguas, franquistas».

Evidentemente, nada de esto ha sorprendido en Euskal Herria. Estas consideraciones certificadas ahora al máximo nivel son muy similares, por ejemplo, a las que emitió el colectivo independiente de juristas Euskal Herria Watch tras conocer la sentencia del sumario 18/98, emitida a finales del pasado año.

En sus conclusiones tras seguir la larguísima vista oral de la Casa de Campo de Madrid y tras leer la sentencia se destacaba que «la falta de concreción en los hechos presuntamente delictivos y en la individualización de las acusaciones contraviene esencialmente las bases de un Estado de Derecho, por la que un imputado debe de serlo por una conducta criminal concreta contra la que pueda defenderse. La invocación a tipos penales ambiguos y la aplicación de forma expansiva contradice el principio de legalidad».

Esta asociación alertó de que en el Estado español se está produciendo un «vaciamiento del concepto de 'organización terrorista'. Ya no es un concepto de la dogmática penal, sino que es un valor interpretado en términos políticos, sociales y al cual el tribunal da acomodo en su sentencia. Es la plasmación jurídica del concepto de 'terrorismo desarmado' o incluso el 'terrorismo pacífico', hasta ahora considerado como una mera hipótesis de laboratorio».

Desde la defensa de los acusados, el abogado Iñigo Iruin resumió la situación creada por esta sentencia con la metáfora de una piedra arrojada a un estanque de modo que «resulta absolutamente impredecible saber hasta dónde pueden alcanzar las ondas». El Comité de Derechos Humanos de la ONU ha dicho lo mismo con otras palabras diferentes, al advertir del «alcance potencialmente excesivo» de la actual legislación.

En este contexto, el Tribunal Supremo español acaba de emitir una sentencia que supone la confirmación interna de esa laxitud denunciada por juristas internacionales. Ha absuelto a buena parte de los ciudadanos musulmanes condenados por la Audiencia Nacional tras la llamada «Operación Nova», a quienes se acusaba de conspirar para realizar atentados.

El caso no es exactamente equiparable a los macrosumarios vascos por distintas razones, pero el fallo sí incluye consideraciones que merecen ser leídas con atención desde Euskal Herria. Por ejemplo, la afirmación de que «el rechazo de las ideas se combate dialécticamente» y no a través del Código Penal «como único argumento». Se subraya además que actuar así puede provocar el efecto contrario al buscado: «Idealizarlos [a los acusados] a la vista de sus adictos». Esta vez no lo dicen abogados vascos, ni Euskal Herria Watch, ni siquiera la ONU, sino el Tribunal Supremo español.

El fallo del Alto Tribunal recalca que no cabe condenar exclusivamente por posiciones ideológicas. En referencia a los mensa- jes cruzados por los acusados, en muchos casos desde prisión, se establece que «no es posible convertir todo ese bagaje de declaraciones y confesiones de creencias en un hecho delictivo de `integración en banda armada`». Y se alerta de que con este tipo de sentencias se puede llegar a implantar un «Delito Penal de Autor», es decir, condenar a las personas por lo que son y no por lo han hecho. «Delito Penal de Autor» es el mismo término que han utilizado abogados vascos para definir algunos de estos macrojuicios o los procesos judiciales encadenados contra el ex preso Iñaki de Juana Chaos.

Sentada esta tesis, el Supremo ha absuelto a catorce de los veinte condenados por la Audiencia Nacional española (otros diez habían sido exculpados después del procesamiento inicial). Algunos medios no han dudado en afirmar que con ello «se destroza la más importante redada policial contra el terrorismo islamista después del 11-M». Pero el Alto Tribunal ha entendido que debe imperar otro criterio: «Las ideas pueden ser contagiosas, pero no por ello necesariamente delictivas».

La Policía, el juez y la fiscal, todos han mostrado su preocupación por el fallo del Supremo. Pero también todos eluden establecer cualquier paralelismo con Euskal Herria. A la fiscal le hizo "El País'' la siguiente pregunta esta semana: «Si Bensmail [imputado en la Operación Nova] hubiera pertenecido a ETA, y con las mismas pruebas que las aportadas en el juicio, ¿el Supremo le habría absuelto?». Dolores Delgado respondió: «No lo sé».

Lo cierto es que con consideraciones semejantes a las revocadas ahora por el Supremo español se han dictado condenas de 525 años en el caso del 18/98, otros 198 en el del movimiento pro-amnistía, y 138 en el de las organizaciones juveniles.

Es más. Uno de estos macroprocesos ya ha llegado al Alto Tribunal español. Y, al contrario de lo ocurrido con la «Operación Nova», en esta instancia la sentencia de la Audiencia Nacional no sólo se validó, sino que se endureció. El Supremo determinó que los jóvenes de Jarrai-Haika-Segi procesados exclusivamente por actividades de tipo político e ideológico debían ser calificados como «integrantes de asociación ilícita constitutiva de banda, organización o grupo terrorista».

La Audiencia Nacional se había ceñido antes al criterio legal vigente hasta entonces, que establecía que hacía falta el uso de armas o explosivos para que una asociación pudiera ser definida como «terrorista». En el caso de Jarrai, Haika y Segi no concurre tal cosa, pero se admitió la interpretación «extensiva» iniciada por Garzón y asumida por la Fiscalía , según la cual la coincidencia en los objetivos bastaba para que fueran consideradas «a las órdenes de ETA».

Será lógico pensar que varapalos como el de la «Operación Nova» y dictámenes de la relevancia del de la ONU deberían empezar a corregir estos abusos. Pero también podría ocurrir todo lo contrario. En una conferencia ofrecida en Iruñea en enero de 2006, el jefe de la Sala de lo Penal, Javier Gómez Bermúdez, atribuyó para la Audiencia Nacional el papel de avanzadilla en el endurecimiento de las leyes. «No somos jueces especiales, sino especialistas -argumentó-. Arriesgamos y, así, anticipamos las reformas legales. A veces nos parece que la ley tiene que cambiar; entonces, se abre esa opción con una sentencia y se hace que decida el Supremo vía recurso. Y a veces se revocan nuestras sentencias, pero se nos admite que eso se hace sólo porque con la ley actual, no se puede, y automáticamente ésta se reforma».

De hecho, el régimen penal que acaban de cuestionar la ONU, el supercomisario Kendall o el propio Tribunal Supremo español va a ser modificado otra vez. Y será, de nuevo, para endurecerlo contra los vascos.



.... ... .

Urdaneta

Este artículo conteniendo datos biográficos del explorador guipuzcoano Andrés de Urdaneta ha sido publicados en El País:

Memoria de un navegante

Urdaneta, el cosmógrafo y descubridor del Pacífico

El quinto centenario de su nacimiento ensalza su gesta

Genoveva Gastaminza

José Ramón de Miguel, autor de la biografía de Andrés de Urdaneta (Ordizia, 1508-Ciudad de México, 1568), es capitán de Marina Mercante y fue su curiosidad por investigar a los navegantes vascos que intervinieron en las grandes exploraciones ultramarinas en el siglo XVI la que le llevó a estudiar la figura del descubridor de la ruta de retorno de Asia a América por el Este. Urdaneta consiguió realizar el llamado Tornaviaje en 1565, cuatro décadas después de que otro guipuzcoano, Juan Sebastián Elcano, hubiera dado por ver primera la vuelta al globo.

Desde entonces, Andrés de Urdaneta es su pasión. Que facetas de su vida estén aún por investigar y descubrir entre la nebulosa de la historia, es ya de por sí un aliciente. Aunque no lo es menos el placer de ir penetrando en el perfil de este personaje hasta ahora simplificado en su condición de fraile y minimizada en su faceta de navegante, astrónomo y cosmógrafo. Su gran mérito, pese a haber sido ignorado durante tres siglos, ha sido haber descubierto y ejecutado una nueva ruta comercial: la del retorno de Asia por el Este, que unía Filipinas con el puerto de Acapulco y que, a través de México y el puerto atlántico de Veracruz, llevaba las riquezas de Oriente hasta España. Con ello inició la principal ruta de navegación comercial, que duró 250 años.

Urdaneta realiza esta gesta con más de 50 años y después de cinco de preparación minuciosa. Para entonces tenía un conocimiento profundo del Pacífico, donde estuvo viviendo diez años, tras llegar a las islas Molucas con la expedición de García de Loaysa, en la que se embarcó en 1525, como ayudante de Elcano, con apenas 17 años. Esta experiencia tiene, según su biógrafo, una importancia decisiva. "Aprendió el clima y todos los sistemas de navegación de aquel océano. Y, lo que es más importante, los idiomas locales de las distintas islas, que le permiten relacionarse directamente con los nativos. Llegó incluso a Japón diez años antes que Francisco Javier", relata De Miguel.

Los informes económicos que hace sobre la producción de especias de cada isla son tan minuciosos que reflejan a "un hombre muy práctico, con una mentalidad moderna". Y a su regreso a Castilla, en 1536, llega con la idea de que "es imposible poder ir y no volver", para vender a las autoridades que se puede realizar el tornaviaje.

Aún le faltarían 30 años para probar la idea que siempre persiguió y por la que regresó a México como corregidor. Su destino en tierra no le impidió observar e informar de las expediciones marítimas por el Pacífico que ordenaba Hernán Cortés, hasta conseguir el encargo de la Corona.

La preparación del Tornaviaje en cinco años fue tan minuciosa, que "logra que discurra todo como lo había planeado", según De Miguel. En el relato de la hazaña escrito al regreso, Urdaneta viene a decir, casi como César: "salimos, navegamos y llegamos". Su proyecto empieza por construir las naos -miden 28 metros para 60 personas- en Acapulco, el puerto que él promociona frente al de La Navidad, que está al Norte, por su mejor conexión con el de Veracruz.

El navegante controla con rigor todos los detalles. Selecciona con psicología la tripulación para conseguir cohesión social y así evitar motines. Y en este viaje, comandado por Legazpi, que es de Zumarraga, "incluye un 33% de guipuzcoanos elegidos en México y que se supone que se conocen". Incluso al hacer la lista de provisiones "es un avanzado", apunta De Miguel. En un informe al virrey precisa que "es necesario incluir alimentos frescos para buscar la salud de la tripulación", y selecciona, entre otros, habichuelas, ananás, cocos, etc. para evitar el escorbuto durante la larga duración del viaje.

La ida a Filipinas se desarrolló en dos meses, con los vientos alisios a favor, como ya otros navegantes habían hecho. Una vez allí, permanecieron cuatro meses reparando los barcos y esperando el tiempo a favor para iniciar, a primeros de junio, el regreso. "Aprovecha los últimos ramalazos del monzón del Suroeste, un viento estacional que sopla seis meses de un lado y seis de otro, para subir en latitud a la altura de Japón", relata José Ramón de Miguel. "A esa altura ya logra huir de los ciclones tropicales y coge los vientos normales del verano, que van cambiando conforme se va moviendo la expedición a lo largo de cuatro meses. Una vez arriba coge la corriente de Ártico, cuya existencia conocía, para bajar costeando por la costa de Estados Unidos hasta el puerto de La Navidad, que pasa de largo para llegar, tras ocho días, a Acapulco, como lo tenía planeado", describe su biógrafo. Con los cuatro meses que duró el viaje estableció un récord que se tardó cien años en superar. Y en la descripción que Urdaneta hace de la expedición, esta vez comandado por un sobrino de Legazpi de 18 años, muestra su inequívoca autoridad sobre el conjunto de la misma al afirmar que "el comandante se portó bien".


Y pensar que tanto los del Centro Vasco de México y como los de la página Vascos México insisten en reducir la presencia vasca en este país a los últimos 60 años. La ignorancia nunca ha sido buena aliada de los procesos de emancipación.

.... ... .

Para Acabar con la Tortura

Una de las armas favoritas practicadas por la dirigencia política de Madrid en contra del pueblo vasco es la tortura. La usan a diestra y siniestra sabedores de la red de corrupción y contubernio puesta en sitio por el sucesor de Francisco Franco, Juan Carlos Borbón.

Este artículo publicado en Gara nos habla de las medidas que es necesario tomar para ponerle un alto a la tortura, aquí lo tienen:



Xabier Makazaga | Miembro de Torturaren Aurkako Taldea

¿Quieren acabar de veras con la tortura?

Tras detenerlo hoy hace 23 años, la Guardia Civil pretendió que Mikel Zabalza se había fugado tirándose al Bidasoa (¡estaba esposado y no sabía nadar!), pero los testimonios del resto de detenidos, brutalmente torturados y puestos en libertad, dejaron bien claro lo realmente sucedido: Zabalza fue torturado hasta la muerte en el tristemente famoso cuartel de Intxaurrondo, como reconoció un informe interno del CESID.

Así y todo, sus torturadores ni siquiera fueron juzgados, y en el 20 aniversario de su muerte el Gobierno vasco realizó una declaración institucional recordando lo entonces sucedido y pidiendo que se hiciese justicia. Gesto sin duda insuficiente pero al mismo tiempo importante. Ahora bien, esas mismas autoridades siguen negándose a hacer al menos un gesto similar hacia las miles de víctimas de la tortura a las que se sigue sin hacer justicia; sobre todo, hacia las víctimas de los policías a sus órdenes.

En lugar de ello, niegan una y otra vez que hasta hace algunos años la Ertzaintza torturara al igual que la Policía y Guardia Civil, y por eso evitaron a toda costa durante seis largos años cumplir una simple recomendación que el Ararteko realizó en 1999 como medida eficaz contra la tortura.

En efecto, a raíz de numerosas denuncias de torturas de personas incomunicadas por la Ertzaintza, el Ararteko recomendó en 1999 que «en todas las comisarías de la Ertzaintza se estableciera un sistema de control basado en grabaciones de video realizado desde las cámaras situadas en los pasillos de la zona de calabozos». Recomendación que, como dicha institución reconoció, tenía «menos alcance que las efectuadas por el Relator de la ONU, pero resultaba sencilla de poner en práctica, puesto que se utiliza el sistema de cámaras ya existente».

Tras unas reticencias iniciales, basadas en supuestas dificultades técnicas, el Departamento de Interior aceptó, pero, tal y como denunció el Ararteko, durante años la Ertzaintza estuvo grabando a todas las personas detenidas excepto precisamente a las incomunicadas.

Al final, el 30 de septiembre del 2005 (¡seis largos años después de que el Ararteko lo solicitara!), el consejero de Interior Javier Balza anunció que iban a empezar a grabar también a las personas incomunicadas. Y aunque PSOE y PP aseguraron entonces con gran vehemencia que se seguirían sin duda produciendo denuncias de torturas en comisaría contra la Ertzaintza, no ha vuelto a haber ninguna. Ni una sola. Lo cual no apunta precisamente a que las precedentes denuncias fuesen falsas.

Así explicó más tarde Balza aquella medida: «Es sencillo: como en el 95 % de los calabozos de la Ertzaintza estaba ya instalado el sistema de grabación, pues, en el momento en que asumimos el compromiso político se dio la orden de que los detenidos incomunicados fueran custodiados en calabozos provistos de sistema de grabación».

Más claro no podía haber hablado. Si era tan sencillo, ¿por qué no lo hicieron antes? La respuesta es obvia: porque la Ertzaintza seguía torturando. ¡Precisamente por eso tardaron tantos años en aplicar una medida tan sencilla!

Las autoridades españolas, mientras tanto, siguen negándose obstinadamente a grabar alegando, según el último informe del Relator para la Tortura de la ONU, que «las Fuerzas de Seguridad no disponen, en la actualidad, de capacidad técnica para grabar de manera permanente a todas las personas que se hallen en situación de detención incomunicada».

Así, tras atiborrar desde hace muchos años todos los espacios públicos de cámaras de vigilancia, tienen la caradura de alegar una supuesta falta de capacidad técnica para colocar unas pocas en el interior de las comisarías y cuarteles donde incomunican y torturan a tanta gente.

Ante ello, hay que gritar alto y fuerte que, en caso de denuncias de torturas, la carga de la prueba no puede recaer en ningún caso sobre la persona torturada, pues la incomunicación hace imposible que ésta pueda aportar pruebas. En quienes debe sin duda recaer esa carga es en las autori- dades que pueden fácilmente grabar a los incomunicados para probar que no se ha producido maltrato alguno, como continúan pidiendo año tras año numerosos organismos internacionales de gran prestigio.

Las autoridades de la CAV también se inventaron mil y una excusas hasta 2005 para evitar aplicar esa medida tan sencilla, y desde entonces poco más han hecho para ayudar a erradicar la tortura. Y lo que es más grave, siguen afirmando que deben ser los jueces quienes esclarezcan las denuncias de tortura. ¡Como si no estuviese suficientemente claro a quiénes exigen pruebas imposibles esos jueces y a quiénes se abstienen de pedir hasta lo insultantemente obvio!

Si quieren acabar de veras con la tortura, sólo lo podrán hacer con la verdad por delante. Saben de sobra cuál es el camino: deberían reconocer y denunciar lo realmente sucedido con esas miles de víctimas de la tortura, e involucrarse de lleno en la erradicación de esa lacra.

¡Ojalá lo hagan cuanto antes!



Recordemos que tanto el PNV como UPN son cómplices del PSOE y del PP en lo que respecta a la práctica de la tortura en Euskal Herria.



.... ... .

El Marco Actual

Les presentamos la editorial de Gara:


No hay atajos para superar el conflicto

El ex mahaikide de Batasuna Joseba Permach compareció ayer en Bilbo ante el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco en relación a la causa que se sigue contra EHAK. Con motivo de esta declaración, decenas de personas se concentraron ante el Palacio de Justicia para protestar por la persecución política del Estado español contra la izquierda abertzale y para denunciar lo que consideran «una dictadura disfrazada de democracia». La presencia de Permach en Bilbo -a donde llegó después de recorrer los cientos de kilómetros que separan la capital vizcaina de la celda en la que le mantienen encerrado- es ejemplo y testigo del precario sistema de libertades públicas que padece Euskal Herria, caricatura de una democracia embarrada por la represión indiscriminada, por la sistemática ilegalización de partidos políticos, por el uso reiterado del estamento judicial como ariete contra cualquier disidencia y por un cuerpo legislativo que se acomoda dócilmente a cada impulso gubernamental en su visceral lucha contra el independentismo vasco.

Ése es el marco actual, y no otro. Desarrollar interesados análisis sobre listas blancas o negras, contaminadas o limpias, finas o gruesas ante el cedazo del Estado sólo supone desenfocar la realidad y desviarse del ancho camino que conduce a una solución definitiva al conflicto, para tomar el largo y estrecho atajo que discurre entre cálculos electorales, matemáticas partidarias y reparto mezquino de una tarta tan golosa como inservible para acercar a este pueblo a la normalización y la paz. Es muy probable que los representantes del Estado se agiten de satisfacción cuando escuchan los interesados lamentos de Iñigo Urkullu o Andoni Ortuzar, demasiado preocupados por salvar sus muebles electorales como para levantar la vista y poner todo el peso de su partido rumbo a la superación definitiva del conflicto. El tiempo lo dirá, pero el PNV calcula mal sus fuerzas cuando se sumerge en un juego en el que las normas las pone -y las quita- un enemigo natural del ideario abertzale que los jelkides dicen defender.



.... ... .

Eusko Flickr : Aizpeako Meategia


Aizpeako meategia
Originally uploaded by mberasategi

martes, 25 de noviembre de 2008

¿Groenlandia Independiente?

Parece ser que se gesta el nacimiento de una cuarta nación en Norteamérica, una con mayoría indígena.

Este reporte ha sido publicado por el diario español El País:


Groenlandia decide hoy si dar el penúltimo paso hacia la independencia

Los 57.000 habitantes de la mayor isla del mundo votan una reforma de su estatuto de autonomía que les concede el derecho a la autodeterminación y la separación definitiva de Dinamarca


Groenlandia decide hoy si avanza hacia su independencia o si sigue vinculado a Dinamarca, de la que depende económicamente en buena medida. Los apenas 57.000 habitantes de la mayor isla del mundo votan sobre una reforma de su estatuto de autonomía que les colocaría en pie de igualdad con los ciudadanos de cualquier otro país del mundo y que abre la puerta a la total independencia de la metrópoli en el futuro.

Los colegios electorales han abierto a las 9.00 locales, (13.00 hora española) en las 80 localidades donde se concentra la población groenlandesa. Serán 11 horas de votación y los resultados podrían conocerse esta misma madrugada. Según los sondeos, el 'sí' se impondrá con contundencia entre los 50.000 inuits -la población aborigen- y los 7.000 daneses venidos de la metrópoli.

Se trata de dar o no luz verde a una ampliación del estatuto de autonomía, que data de 1979. La reforma confiere al Gobierno local, dirigido por Hans Enoksen, el derecho a la autodeterminación, que podría ejercer en cuanto lo considerase oportuno. Además, reconoce a los ciudadanos groenlandeses conforme al derecho internacional y el groenlandés se convierte en la lengua oficial. Le da asimismo el control de sus recursos minerales y petrolíferos, así como 32 competencias que ahora ostenta Dinamarca, incluyendo asuntos judiciales.

De ser aprobada, el nuevo estatuto entraría en vigor el próximo 21 de junio, momento en el cual Groenlandia dejaría de ser parte del Reino de Dinamarca después de 300 años. "Con el autogobierno, establecemos el marco para las futuras generaciones, que serán las que tendrán que manejar la tarea de la independencia", ha declarado el primer ministro Enoksen a la agencia Reuters.

El problema es el dinero, pues la economía groenlandesa no está lo suficientemente desarrollada. Groenlandia depende de los 3.200 millones de coronas (420 millones de euros) que cada año envía Copenhague, que suponen cerca de un tercio de su producto interior bruto. También recibe ingresos del turismo y de la pesca, pero los abundantes recursos del subsuelo están esperando. El calentamiento global, que está acelerando el deshielo en el Ártico, podría hacer más accesibles estos recursos.




Que bueno que Euskal Herria no tiene el problema descrito en el último párrafo del artículo, o sea, como hemos apuntado con anterioridad, todas las supuestas razones que esgrimen los que se oponen a la independencia de los vascos no son mas que tristes excusas ante el sueño de todo un pueblo de recuperar su soberanía.

Los groenlandeses hablaron, pero resulta que a ellos sí que los están escuchando, principalmente por que Dinamarca hoy no se aferra desesperadamente a su pasado colonialista. Los daneses han evolucionado, tristemente no se puede decir lo mismo ni de los españoles ni de los franceses.

Por cierto, Dinamarca es un estado europeo, le informo eso a los que andan por allí diciendo que el modelo comunitario europeo ha acallado los anhelos independentistas de las naciones atrapadas en los estados europeos.




.... ... .

sábado, 22 de noviembre de 2008

Comparación Tramposa

El PNV, partido político que hace mucho se desmarcó de los deseos del pueblo vasco para convertirse en una institución títere del colonialismo español, cuenta entre sus filas con personas de muy poco carácter y valor cívico como lo ha demostrado Iñigo Urkullu con la comparación que hace de la izquierda abertzale según este artículo publicado en Gara:

El PNV compara a la izquierda abertzale con los franquistas

Iñigo Urkullu aprovechó ayer la celebración del Gudari Eguna del PNV para comparar a la izquierda abertzale con los alzados franquistas y añadir además que no hay tanta diferencia entre quienes ponen bombas y quienes callan.

GARA |

El presidente del EBB, Iñigo Urkullu, aprovechó ayer el homenaje anual que su partido hace a los gudaris de 1936 para comparar a la izquierda abertzale con los franquistas que se alzaron en armas contra la legalidad republicana española y «mataron a seres humanos, pero también quisieron eliminar de la faz de la tierra a nuestro pueblo, a nuestro sentimiento de identidad y de pertenencia».

Al hilo de esta afirmación, aseguró que «hoy también hay otros que de una u otra forma quieren a través de la violencia imponer, iba a decir unas ideas, pero yo creo que ni eso... Quieren causar el mayor daño posible a nuestro pueblo a través de las pistolas y las bombas».

A lo que añadió que «en el fondo no se diferencian demasiado de aquellos otros de 1936. Y no se diferencian tanto aquellos que ponen las bombas como aquellos otros que miran hacia otro lado. ¡Qué oportunidad tendrían en este momento si, en vez de jugar otra vez a listas limpias, blancas, azules o amarillas, dieran un paso decidido hacia adelante y dijeran alto y claro que esto se ha terminado. Si dieran ese paso, que no tengan duda de que nos tendrían con ellos».

«Pero me temo -concluyó- que, una vez más, esto no va a ser así y que estamos en los prolegómenos de la misma historia que hemos vivido en los últimos años. Veremos qué pasa y cuál es también la actitud del Gobierno español. Espero y confío en que la decisión no se tome con las encuestas en la mano. Y que una vez más la Ley de Partidos no sea un mero instrumento para tratar de alterar el mapa electoral de Euskadi».

No es la primera vez que el PNV compara a la izquierda abertzale con los franquistas y los fascistas. Precisamente el pasado año, en la misma celebración del Gudari Eguna, el anterior presidente del EBB, Josu Jon Imaz, ya hizo una incursión por esos derroteros.


El comentario no nos sorpredende tomando en cuenta de quien viene. Lo único que viene a constatar Urkullu es que Madrid cuenta con los miembros del PNV para traicionar el deseo independentista del pueblo vasco.

.... ... .

jueves, 20 de noviembre de 2008

Tres Vascófobos en la UNAM

Tres de los secuaces de el filósofo de la ultraderecha española, Fernando Savater, se dieron cita en la UNAM según este artículo publicado en La Jornada:


Masa juvenil colmó sala de conciertos al grito de ¡Gabo!

Ericka Montaño Garfias

La esperanza murió al último, pero cientos de jóvenes abandonaron decepcionados la Sala Nezahualcóyotl del Centro Cultural Universitario luego de que se formaron desde las ocho de la mañana para entrar al recinto donde se realizó la conferencia El arte de... narrar, cuya mesa fue presidida por el premio Nobel Gabriel García Márquez, quien de nuevo no dijo una sola palabra. Sólo sonrió ante los aplausos que le dieron la bienvenida y los que lo despidieron al grito de ¡Gabo!

A quienes escucharon esos jóvenes que ocuparon los más de 2 mil asientos fueron a los grandes invitados a la sesión inaugural del coloquio, que forma parte del homenaje nacional a Carlos Fuentes.

Oyeron a la Nobel sudafricana Nadine Gordimer; a la brasileña Nélida Piñón; a los escritores Juan Goytisolo, Tomás Eloy Martínez y Sergio Ramírez, colaborador de La Jornada, y al rector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), José Narro.

Gordimer manifestó: “Siempre he sentido como un privilegio vivir al mismo tiempo que él y compartir la amistad que hemos creado, conocer su trabajo y compartir el mismo lugar y tiempo. Soy afortunada de ser contemporánea de este gran escritor y hombre”, y lamentó haberle hecho caso a la recomendación de Fuentes de no hablar de él.



Nadine Gordimer, Juan Goytisolo y Carlos Fuentes hablan de cultura, de arte y de humanismo, sin embargo, hace apenas unos años se sumaron a una iniciativa de Fernando Savater para desacreditar el incipiente proceso de paz para Euskal Herria. En aquel infame pronunciamiento lleno de mentiras y tergiversaciones, un grupo de supuestos intelectuales, entre los que también estaba el también mexicano y vascófobo Carlos Monsivais, demostraron su alineamiento con el gobierno franquista de Madrid pisoteando el derecho de un pueblo a liberarse de las cadenas impuestas durante el brutal expansionismo colonialista español que tanto daño causara en nuestro continente.

Esto señores del mundo de la cultura obvian un simple hecho, que la España de hoy se siente orgullosa de los crímenes cometidos por la España de ayer, y esa España de ayer y de hoy es la culpable de la destrucción de civilizaciones enteras, y es la misma España que criminaliza las iniciativas del pueblo vasco por rescatar su cultura, su lengua y su identidad.

Es por eso que estos tipos demuestran que con una buena campaña publicitaria cualquier idiota sin principios y sin memoria histórica puede ser considerado un "intelectual".

Una lástima que Gabo haya estado presente, respirando el mismo aire de estos apologistas del franquismo.

Por cierto, noticias para Carlos Fuentes y su camarilla de pseudo-intelectuales, el fundador y primer rector de la UNAM, el Doctor Joaquín Eguía Lis era de origen vasco y muy consciente de su identidad, de hecho, su hermano Santiago es uno de los signatarios del acta notarial precursora de la fundación del Centro Vasco de la Ciudad de México.




.... ... .

miércoles, 19 de noviembre de 2008

Definir el Republicanismo

Este texto ha sido publicado en Rebelión:



Alfonso Sastre: "Hay que definir el contenido de una república vasca"

Ane Arruti


«¿Qué República? / Zer errepublika?» es el título de las jornadas que ha organizado ASKE (Alfonso Sastre Kultur Elkartea) desde ayer hasta el jueves en el centro cultural Koldo Mitxelena de Donostia. El mismo Alfonso Sastre y Arnaldo Otegi fueron los encargados de inaugurar ayer por la tarde los ASKEncuentros 2008.

«Hay que definir qué república queremos y hay que empezar ya». Son las palabras del escritor y dramaturgo Alfonso Sastre quien abrió ayer las jornadas ASKEncuentros 2008, que cumplen ya su edición número 13. Unas jornadas que organiza ASKE, asociación surgida del mundo del teatro, y que tienen como objetivo abrir una reflexión sobre temas de alcance político, social y cultural. En ediciones anteriores se han tratado asuntos como el compromiso de los intelectuales en la sociedad o los medios de comunicación alternativos. Este año, el tema elegido ha sido la república y se lanza una pregunta: ¿Qué república? El coordinador de ASKE, Xabi Puerta, aclara que, generalmente, cuando se habla de «La República» se hace referencia a la española de los años treinta y que el concepto es mucho más que eso. «El sustantivo puede que no sea suficiente para identificar de qué estamos hablando. Necesitamos adjetivar de qué república hablamos, si es una república española o vasca, qué contenido social tendrá...».

Según Sastre, hoy en día existe muy poca diferencia entre algunas repúblicas y algunas monarquías. «Hay monarquías republicanas. La única diferencia es que el Jefe de Estado es hereditario en algunos casos». En estas, se intentará definir el contenido que tendría que tener una república vasca. Sastre subraya que lo único que está claro es que se quiere una república independiente. «Pero habría que decidir cómo se organiza la sociedad, si los medios de producción estarían en manos de empresas públicas o privadas, si se aceptarían procesos de privatización o no... Eso sí, hay que empezar desde ya».

Tres días de reflexión

Las jornadas comenzaron con la ponencia de Alfonso Sastre, lanzando una mirada hacia atrás y analizando lo que se hizo bien o mal en los años la república española. Después tuvo paso Arnaldo Otegi, quien, como filósofo, intentó definir las bases de la república vasca. Para terminar la jornada, se llevó a cabo la lectura dramatizada del texto «Alfonso Sastre se suicida» a cargo del propio dramaturgo, a quien acompañará la actriz Zutoia Alarzia.

Hoy será el turno de la escritora e historiadora especializada en Euskal Herria Alizia Stürtze, del escritor y matemático Carlo Frabetti y de la profesora de la Universidad de la Coruña Elvira Souto. Tras las conferencias, se presentará el libro «Emmanuel Kanten azken egunak», la traducción al euskara de Fito Rodríguez de la obra escrita por Sastre. En su día se estrenó en el Centro Dramático Nacional y ahora la editorial Artezblai la publica en un tomo que incluye una introducción del propio traductor dedicada a analizar la propuesta kantiana de una política republicana, no basada en el despotismo ilustrado, sino en la primacía de los derechos humanos capaces de cimentar la paz.

El jueves será el último día y comparecerán Santi Duñaiturria, economista y asesor en Comercio Exterior; Ana Santos, médico y militante de movimientos sociales y políticos en Portugal; y Ángeles Maestro, médico y ex Diputada de Izquierda Unida y dirigente de Corriente Roja. Para terminar y cerrar los ASKEncuentros 2008, el cantautor navarro Fermin Balentzia ofrecerá un recital de canciones «con sabor republicano».

La entrada a las jornadas será totalmente libre y después de las conferencias habrá un debate abierto. Desde ASKE confían en la participación del público y creen que sus aportaciones serán muy interesantes para aproximarse a una definición de la república vasca.




.... ... .

Nabarra (Euskal Herria)

Una opinión más acerca de la polémica suscitada por los parásitos del PNV que poco no nada saben de la historia del pueblo vasco, al que dicen representar.

Aquí la tienen, ha sido publicada en Gara:

Eduardo Renobales | Historiador

Euskal Herria

Ante la interesada y artificial polémica creada el año pasado por el sr. Urkullu referente al nombre de nuestra selección, quisiera manifestar varias ideas que puedan enriquecer el debate.

En primer lugar este país se debería llamar Nabarra. Como ha ocurrido con el término Eus(z)kadi, fue vaciado de contenido por los reinos de Francia y España.

Hay que dejarse de zarandajas. Nuestro país se llama Euskal Herria. Y lo es no porque lo diga Arnaldo Otegi. Ohienart, Lizarraga... Todos llamaron a este país Euskal Herria. El sabio jesuita Manuel Larramendi (siglo XVIII) llamaba a su (nuestro) país Euskal Herria. No era de Herri Batasuna. ¿O sí?

Todo este tipo de polémicas absurdas nos llevan a la parálisis colectiva como pueblo, a discusiones bizantinas manipuladas por algunos aprovechados (mitxelines, en la denominación de don Xabier Arzalluz).

Mientras se reparte pan y circo no se habla de la crisis que afecta a dueños de hipotecas, jubilados con pensiones miserables o jóvenes (y no tan jóvenes) con sueldos que darían risa si no fuera tan grave el asunto.

Para acabar, varias anotaciones. El tripartito y Aralar, para dar respuesta al Tribunal Supremo referente a la prohibición de la consulta del Sr. Ibarrtexe, idearon unos eslóganes para poder ser mostrados desde el aire. Uno fue Euskal Herria. ¿Por qué señores del PNV, si este país se llama Euskadi?

Señor Dobaran, sus explicaciones resultan no sólo forzadas, sino patéticas. Yo por dignidad me iría para casa. Usted sabrá.

Sr. Azkuna, la Hacienda Foral de Euskadi, Euskal Herria o Conchinchina pertenece a los ciudadanos que la conforman. No es de los políticos que la gestionan. No es suya, usted no paga de su bolsillo nada. Además, preciso recordarle, cuando usted dice que vive en Euskadi, que en este Estado la soberanía constitucional es del pueblo español. Usted vive en España. Pregúntese por qué.

Dejémonos de tonterías y de afirmar que Euskal Herria es un término cultural, histórico o que lo monopoliza la izquierda abertzale. Cualquier persona medianamente culta de este país, lo llama por su nombre: Euskal Herria. Porque así nos lo enseñaron nuestro mayores... y lo reafirmaron hace menos de un mes los seguidores del lehendakari.




.. .....

Traición Consumada

Odiamos decir "se los dijimos" pero... se los dijimos.

En el momento en el que leíamos que la vedette jurídica, el clown Baltasar Garzón iba a "juzgar los crímenes del franquismo" lo primero que pensamos fue, ¿cómo puede un franquista cruel, cínico y mentiroso juzgar al régimen que lo inspira en cada acción represiva en contra del pueblo vasco?

Garzón es una persona de muy poca estatura ética, sin principios, capaz de ordenar el arresto, tortura y encarcelamiento de una persona solo por que puede hacerlo, por que es parte de una maquinaria represiva que involucra a los tres poderes del gobierno español. Garzón es eje de una maraña de complicidades en la que están involucrados franquistas de ayer y de hoy, otro eje es quienquiera que esté ocupando La Moncloa, ya sea que pertenezca al PP o al PSOE, es lo mismo.

Pero la columna vertebral de este andamiaje de ultra-nacionalismo cerril, vengativo y brutal no es un franquista de ayer o de hoy, no, es un franquista de siempre y su nombre es Juan Carlos Borbón y Borbón, heredero del régimen homicida por decisión del mismísimo Francisco Franco Bahamonde.

Así que ahora Garzón recula, en mi opinión muy pronto, esta faramalla que ha montado no lo coloca en la posición perdida hace tiempo en la que lo había colocado su balandronada aquella de juzgar a Pinochet, o los fuegos de artificio que acompañaron a su anuncio de juzgar a Usama bin Laden y a Henry Kissinger.

Esta es el artículo al respecto publicado por La Jornada:


Tribunales españoles no investigarán los crímenes de la Guerra Civil y el franquismo

Armando G. Tejeda

El juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón decidió finalmente inhibirse en la causa que mantenía abierta sobre los crímenes perpetrados durante la Guerra Civil española (1936-1939) y por los delitos de Estado cometidos durante la dictadura de Francisco Franco (1939- 1975), un periodo oscuro de la historia de este país que se caracterizó por la represión y la persecución de los opositores al régimen. Finalmente, los tribunales españoles no juzgarán ni investigarán estos hechos, como sí lo han hecho con otras dictaduras militares, como la argentina y chilena de la década de los 70, por lo que las asociaciones de víctimas criticaron las “presiones políticas” y las “inercias” del franquismo en la justicia.

En el auto judicial, el magistrado dio definitivamente carpetazo a la investigación y declaró “extinguida” la responsabilidad penal del dictador Francisco Franco y de otros 44 altos mandos del ejército fascista que se alzó contra la II República, una vez que comprobó que todos ellos habían fallecido. Sin embargo, la decisión judicial afecta directamente al apoyo institucional en la apertura de las decenas de miles de fosas comunes diseminadas en todo el territorio español, una vez que Garzón se había hecho responsable de la exhumación de algunas de ellas.

Con el paso atrás del magistrado español en esta causa terminó la esperanza de muchas víctimas y familiares de víctimas del franquismo que llevan décadas reclamando la devolución de la “dignidad”, ya que exigen la cooperación del Estado en la localización de los restos de sus seres queridos para darles sepultura. Asimismo, se verá afectada una investigación de carácter histórico y literario, ya que entre las víctimas que iban a ser exhumadas de las fosas comunes se encontraba Federico García Lorca, el poeta español que fue fusilado en un barranco granadino por su adhesión a los ideales republicanos. Ahora los casos de las fosas comunes los deberán investigar los juzgados territoriales, con lo que cada magistrado decidirá si acepta o no la petición. Hasta ahora casi ninguno la ha admitido a trámite.

Paqui Maqueda, de la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica, explicó que, a diferencia de lo que hizo con dictaduras de otros países –en referencia a las de Argentina y Chile–, “la justicia española no está preparada para juzgar los crímenes de lesa humanidad cometidos durante el franquismo, así que acudiremos al Tribunal Internacional de Derechos Humanos de Estrasburgo para denunciar la desaparición de 114 mil personas en España”.




No, de esta Garzón no sale bien librado, y ya es tiempo que los "defensores de derechos humanos" que aún lo consideren un heroe dejen ya su actitud ignorante y pusilánime... Garzón no es un paladín de los derechos humanos, al contrario, Garzón es uno de los principales violadores de derechos humanos en el mundo, capaz de extender su violenta represión a países como Francia (con el contubernio de Sarkozy), México (con la complicidad de Fox y Calderón), Canada, Argentina y Uruguay.

Lo más triste es que el pueblo español callará ante esta canallada por parte de Garzón, Borbón y Zapatero pues al final de cuentas se encuentran muy cómodos pensandose herederos de aquel gran imperio español que sojuzgara a tantos pueblos, destruyendo civilizaciones enteras. Por que esa es la España de El Cid, de Hernán Cortéz... y de Francisco Franco, la de la paella, la de las corridas de toros y los tablaos andaluces, la que los hace sentir dos grandes "cojones" entre los muslos, la que los hace sentir valientes.

Mientras mantengan a los franquistas del PP y del PSOE en el poder, cobardes es lo que son.



.... ... .

Eusko Flickr : Palestina Libre


Palestina libre
Originally uploaded by Soniko

martes, 18 de noviembre de 2008

Represión Globalizada II

Y esta otra en lo que respecta a la detención de Garikoitz Azpiazu y Leire López:



Sarkozy y Zapatero colaboran para dar el máximo eco a la detención de Garikoitz Aspiazu

Como un triunfo de la vía policial presentan los estados español y francés la detención ayer en Cauterets de Garaikoitz Aspiazu y Leire López. Fuentes policiales francesas dijeron que Aspiazu estaba controlado hace días, lo que les permitió preparar la propaganda posterior a la redada.

Todo un presidente de la República francesa y el máximo responsable del Gobierno español salieron a la palestra ayer para saludar la detención en Cauterets de dos ciudadanos vascos: Garikoitz Aspiazu -al que Madrid sitúa como responsable del «aparato militar» de ETA- y Leire López Zurutuza. La «venta» de estos arrestos se hizo de modo perfectamente coordinado entre los dos gobiernos, que exaltaron su grado de colaboración y lo escenificarán de nuevo en los próximos días en otra cumbre bilateral anti-ETA.

La operación se desató en plena madrugada, a las 3.30, lo que supone ya de por sí una excepcionalidad en el Estado francés. Pero los hechos apuntan a que Aspiazu estaba controlado ya hace algunas semanas. Así lo indicó, de hecho, la ministra de Interior francesa, Michelle Alliot-Marie. En las últimas semanas en algunos medios se había indicado que la Policía tenía cercado a este activista de ETA natural de Bilbo. Antes, fuentes policiales ya dijeron tener constancia de que Aspiazu había dado un cursillo a Aurken Sola y Xabier Rey, detenidos recientemente en Nafarroa, a mediados de octubre en Hendaia.

Otras fuentes policiales prefirieron difundir que para la detección de Aspiazu ha sido clave hallar dos cuentas de correo electrónico que utilizaba («sabemos que usan cibercafés», añadió el ministro español). Y Alfredo Pérez Rubalcaba priorizó una tercera tesis que sitúa la clave en las matrículas falsas colocadas en el Peugeot 207 usado por Garikoitz Aspiazu.

Aspiazu y López habrían llegado a la estación de esquí pirenaica hace sólo tres días. Fueron arrestados cuando dormían, en un apartamento alquilado identificándose supuestamente como turistas italianos.

Alliot-Marie insinuó que desde el jueves, por tanto, se sabía que estaban allí. La dueña de la casa fue advertida ya el domingo de que iban a producirse detenciones de madrugada. Y las autoridades de los dos estados estuvieron en contacto durante toda la noche.

«Duro golpe», el lema común

Consumadas las detenciones, el más madrugador fue Nicolas Sarkozy. El presidente de la República francesa dio a conocer una declaración antes incluso de que amaneciera, en la que resalta que la redada «prueba la excelente colaboración entre Francia y España en la lucha contra el terrorismo vasco» y felicita a sus agentes.

Estos dos fueron también los ejes de la intervención de José Luis Rodríguez Zapatero. El afán de rentabilizar políticamente las detenciones quedó de manifiesto en su intervención ante la prensa, de modo extraordinario dado que este tipo de redadas normalmente son explicadas por el ministro del Interior y que, de hecho, Rubalcaba compareció unas horas después.

En su breve intervención, Zapatero utilizó tres veces el concepto «duro golpe» y definió a Aspiazu como «quien desde hace tiempo dirigía las acciones operativas de ETA».

«No vamos a parar. El Estado no va a descansar ni un solo minuto», añadió el líder del PSOE.

Desde el PP fue especialmente notoria la satisfacción y el interés de usar la redada para incidir en que la única vía posible para acabar con ETA es la policial. Uno de los más expresivos fue Antonio Basagoiti, su líder en la CAV, que afirmó que «detener es mucho más eficaz que 40 planes y 50 procesos. La paz es posible, el final de ETA es alcanzable y no es necesario que los terroristas saquen tajada para conseguir que desaparezcan o que los derrotemos».

El Gobierno de Lakua también se limitó a expresar su alegría sin matices, aunque varios de los partidos que lo integran o sus portavoces mostraron cierto escepticismo. Miren Azkarate, portavoz del Ejecutivo, dijo que «indudablemente es una buena noticia». Y se dirigió a ETA para trasladarle que «es un buen momento para que decida dejarnos en paz y disolverse».

Dos pistolas y dos ordenadores

Pese al número de periodistas que permanecieron acantonados en la estación de esquí de Cauterets durante todo el día, no trascendieron excesivos datos sobre los arrestos. La Policía francesa aseguró que se habían hallado dos pistolas, dos ordenadores, varios lápices de memoria informática, mapas de la zona de Angelu y Biarritz, algo más de 3.000 euros, una peluca, una gorra blanca y unas gafas.

Junto a ello habría también documentos de identidad falsos de nacionalidades británica, española y francesa, así como un permiso de conducir británico.

La ministra Alliot-Marie dio por «muy probable» que Aspiazu sea entregado en breve plazo al Estado español, después de que en los tribunales franceses se realicen las gestiones preceptivas. Se le imputaría en 22 causas, entre ellas las de Barajas, Capbreton o la muerte del juez José María Lidón. Por lo que respecta a Leire López Zurutuza, Rubalcaba dijo que se encontraba huida desde 2005 y que se le imputarían varios atentados anteriores hechas en condición de activista «legal».

A Rubalcaba se le preguntó en la rueda de prensa si han tomado medidas de vigilancia en previsión de una eventual respuesta de ETA: «Después de las experiencia recientes, estamos en máximo nivel de alerta», confirmó el ministro español.

«Gora ETA militarra!» y «Gora Euskadi askatuta!» al ser llevados a comisaría

La Gendarmería impuso el silencio en Cauterets al cerrar herméticamente la calle en que se sitúa la casa habitada desde el jueves por Aspiazu y López. Así permaneció todo durante catorce horas, las que mediaron desde los arrestos producidos a las 3.30 hasta el final del registro, en torno a las 17.30. A esa hora, ese silencio se rompió. Las decenas y decenas de cámaras de televisión que se habían congregado en el lugar grabaron y difundieron el modo en que los detenidos eran sacados de allí por la Policía francesa, entre gritos insistentes de «Gora ETA militarra!» y «Gora Euskadi askatuta!» lanzados por ambos.

Iban cubiertos por mantas, por lo que al parecer en esta ocasión la Policía francesa no tiene interés en descubrir su rostro por el momento. Ambos se resistieron de modo visible a ser introducidos en los vehículos policiales.

Se vio también cómo los uniformados sacaban del apartamento el material incautado, cuya cantidad no es excesiva: básicamente dos pistolas y dos ordenadores, según confirmó Rubalcaba.

Los expertos de la Policía francesa dedicaron buena parte del día a registrar las huellas halladas en la vivienda. Y se plantean ya realizar análisis de ADN a Aspiazu para tratar de constatar si efectivamente participó en el tiroteo de Capbreton en el que murieron dos agentes de la Guardia Civil.

Los detenidos fueron llevados anoche a Baiona y se les trasladarán luego a París para declarar, lo que quizás no ocurra hasta el jueves. Desde sus tribunales se mandó ayer a prisión a los dos arrestados el miércoles cerca de Andorra: los navarros Ugaitz Astiz y Mikel Olza.

El movimiento pro-amnistía criticó las nuevas detenciones de Cauterets remarcando que «en todos estos años ha quedado claro que este pueblo vive un conflicto político y que eso no se soluciona con la represión, sino con el respeto a sus derechos democráticos. Están llenando las cárceles de ciudadanos vascos, están torturando en las comisarías y están ilegalizando movimientos populares. ¿Y qué quieren conseguir con todo ello? ¿Por cuántos años quieren prolongar el conflicto que provoca tanto sufrimiento?», preguntó en un comunicado. Censuró también la proyección mediática y el «triunfalismo» mostrado por Madrid y por París.


Esto evidencia la necesidad que existe por que la comunidad internacional siente a la mesa de negociación a los gobiernos fascistas de Madrid (representado por Juan Carlos Borbón y su bufón de corte José Luis Rodríguez) y Paris (representado por Nicolas Sarkozy) haciendo valer lo establecido por el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, poniendo fin a la violenta y genocida naturaleza colonialista de estos dos estados.




°

Santi y Josu

Estos dos artículos con respecto a Santi Brouard y Josu Muguruza han sido publicados en Rebelión.

El primero contiene información acerca de los actos conmemorativos:



La izquierda abertzale recordará a Santi Brouard y Josu Muguruza


Como viene siendo habitual, Santi Brouard y Josu Muguruza, muertos hace 24 y 19 años, respectivamente, a manos de mercenarios de la guerra sucia del Estado contra Euskal Herria, serán recordados el próximo 20 de noviembre en Bilbo.

Para ello, la izquierda abertzale ha organizado varios actos que se desarrollarán por la mañana y por la tarde, que han sido presentados hoy por familiares y amigos de los dos dirigentes independentistas.

Por la mañana, se realizarán sendas ofrendas florales a las 11.00, en la plaza de Rekalde, junto al monolito de Josu Muguruza, y a las 12.00 harán lo propio ante el monolito de Santi Brouard en el parque de Amezola.

Ya por la tarde, a las 19.30 partirá una manifestación desde la que fuera la consulta de Santi Brouard, en la Alameda Rekalde.

El histórico dirigente abertzale Tasio Erkizia ha recordado que Brouard fue una "piedra angular en la unidad popular de HB" y que Muguruza fue "un dirigente imprescindible para mantener esa unidad".

Ha destacado que hoy en día todavía no se ha aclarado quiénes fueron los responsables políticos de esos crimenes y por ello ha denunciado que el PSOE tiene una "responsabilidad indirecta" en aquellas muertes.

Además, ha emplazado a los jueces que hablan de memoria histórica a que investiguen también sobre estas muertes.


El segundo es una denuncia en contra de la impunidad con la que históricamente se han lesionado los derechos del pueblo vasco:


De vivir hoy Santi Brouard estaría en la cárcel, condenado por terrorista por la Audiencia Nacional
¡Kaixo, Santi!

Mikel Arizaleta


Te recuerdo con flores frescas
mirando a la mar de tu Lekeitio querido,
polvo viejo del otoño,
compañero de ilusiones.

1-

Escribe Karlheinz Deschner en el tomo IX de La historia criminal del cristianismo: “El general duque de Alba, Fernando Álvares de Toledo, debía echar abajo en 1567, en los Países Bajos, cualquier oposición a Felipe II, a todo holandés que pusiera en tela de juicio su dominio, e implantó el “Consejo de los disturbios” (Conseil des Trobles), llamado por el pueblo “consejo sanguinario”, todavía en nuestros días loado por algunos historiadores como “codificación y humanización de la jurisdicción criminal” (van der Lem). En realidad el consejo sanguinario apoyó y sustentó un régimen de terror de seis años para los Países Bajos, que intentaba constituirse como pueblo, el prototipo de la odiada dominación extranjera... Sólo en la revuelta de 1566/1567 el “Consejo sanguinario” condenó a 9.000 personas más o menos involucradas a la pérdida total o parcial de sus bienes; más de 1000 fueron liquidadas... Se dieron encarcelamientos masivos, ejecuciones masivas. Se dieron asesinatos de estado en serie por la espada, la horca y la hoguera. Y como una y otra vez los consagrados a la muerte (menuda palabreja) en sus últimos minutos se manifestaban en pro de sus convicciones y su fe o, en palabras del mismo Alba, “se nos dice que algunos delincuentes incorregibles, cuando son conducidos a la muerte, no paran de pronunciar irreverentemente el nombre de Dios y de esparcir su veneno, de ahí que ordenemos y queramos que a tales personas en su ejecución se les tape la boca de manera que no puedan hablar”. El tirano fanfarroneaba y se jactaba de haber asesinado a 18.600 personas durante su gobierno, “la mayor parte por religión”, a juicio del código civil del “Consejo sanguinario” casi todos los neerlandeses eran culpables de muerte... Pocos meses antes de su orden de regreso, en agosto de 1573, Alba animó al rey Felipe II “a desprenderse de la ilusión de que alguien fuera capaz de conseguir alguna vez algo en estas provincias con la clemencia”. Y en diciembre insistió también a su sucesor, don Luis de Requesens, a proceder “sin los instrumentos de la clemencia, ternura, negociaciones y conversaciones, a proseguir con la fuerza de las armas..., hasta que haya sido desmantelada toda resistencia”... De modo que continuaron siendo asaltadas las ciudades y saqueadas bajo una violencia inaudita, así Malinas durante tres días enteros y de modo parecido Zutphen. Un comandante de Orange escuchó el grito de lamento de las víctimas a muchas millas, Zutphen fue arrasada, lo mismo que Naarden, donde los habitantes se reunieron obedientes y desarmados en la iglesia grande y los españoles les mataron a cuchilladas, según la comunicación de victoria por parte de Alba al rey “no escapó ningún hijo de madre”... Pero la verdad es que Alba fracasó con toda su crueldad”.

2.-

Nos relataba Fede de los Ríos, el 29 de octubre en Gara,una vivencia de infancia: “Cuando pequeño, cuenta, solía visitar a mis abuelos paternos en un pueblecito de Zamora. Allí conocí a Águeda, una anciana socialista represaliada de la Guerra Civil. En el pueblo, en voz baja, decían que un grupo de falangistas la habían violado durante la guerra. El jefe de la cuadrilla era el farmacéutico, por aquél entonces aún en activo. Eran los años 70. La mujer siempre me decía: «Ay, hijo, lo que más me pena es que voy a morir antes que el cabrón de Franco».

Pero Franco murió y llegaron las elecciones municipales en el 79. Cuando los socialistas fueron a presentar candidatura se encontraron con una candidatura socialista ya inscrita. El primero de la lista era el director de la Caja de ahorros, un sinvergüenza que tomaba café con el cabo, el alcalde, el cura y el farmacéutico.

Ese agosto, más triste que nunca, me confesaba: «Ay, hijo, lo que más siento es no haberme muerto antes que Franco, para no ver a sinvergüenzas al frente del partido. Nos robaron la vida y ahora, estos malditos, nos están robando los ideales».

3.-

El 16 de noviembre de 1999 escribía yo en Gara, bajo el título Quince años de recuerdos: “Aquel 20 de noviembre de 1984, hace ya veinticuatro años, también era otoño y hojas de mil colores se arrastraban perezosas por los suelos de la villa de Bilbao. Eran las seis y unos minutos cuando en la Alameda de Recalde 12, en la consulta del pediatra Santi Brouard, sonaron tiros de metralleta italiana y de pistola checoslovaca. A las armas dos matones a sueldo, un Ocaña y el Morcillo, en la recámaras fuerzas militares y el criminal puño del gobierno del PSOE. En la calle, el otoño hecho noche y el corazón roto y doliente de mucha gente. Y un grito unánime: “PSOE, GAL, berdin da” En octubre de 1983 había nacido una organización, apoyada desde los aparatos del Estado,dedicada exclusivamente a hostigar a los refugiados vascos en el Estado francés: e. El GAL recogía la tradición del Batallón Vasco Español, pero ahora, bajo la dirección del PSOE. El secuestro de José Ignacio Zabala y José Antonio Lasa, el 15 de octubre de 1983, fue la ópera prima del GAL.... Por aquellos días Felipe Gonzáles, al mismo tiempo presidente del Gobierno del Estado español y secretario general del PSOE, había esculpido en dos frases su política de guerra: “La guerra sucia es un elemento orgánico de los regímenes occidentales. La democracia se defiende en los salones y también en los desagües”. La doctrina había sido formulada y la práctica iba produciendo regueros de dolor y sangre.

Efectivamente, el juez que investiga el asesinato de Santi sostiene que el atentado del 20 de noviembre de 1984 fue planificado el 7 de diciembre de 1983 en un salón del hotel Ercilla de Bilbao y da la lista de los actores secundarios: Los policías Amedo y Planchuelo preparan el atentado, el gobernador psoero Sancristobal busca los milones de financiación, el guaria civil Masa recluta a los pistoleros, los matones Morcillo y Ocaña disparan y los policías Planchuelo, Rosino y Martínez Torres, el primero haciendo que se retire la escolta del Instituto Francés del edificio del crimen, el segundo frenando la investigación policial y el tercero atribuyendo engañosamente la acción a miembros de ETA, colaboran en la puesta de escena del maquiavélico drama. El juez no cita a los actores principales y hoy, 15 años más tarde, uno se pregunta ¿cuál fue en concreto el papel de Felipe González en el asesinato de Santi? ¿Cuál el de José Barrionuevo, el de Rafael Vera o el de Andrés Cassinello? Tampoco olvidemos que por entonces Ramón Jaúregi era el delegado del Gobierno en el País Vasco, José María Benegas el secretario general del PSOE, García Damborenea el secretario en Bizkaia e Iñaki López gobernador civil de Bizkaia”. Hoy podría añadir: y Rodolfo Ares el correveidile de gran parte de ellos.

Conclusión

Con motivo de las jornadas, habidas en el Ilustre Colegio de Abogados de Bizkaia en Bilbao sobre “El derecho de defensa frente a los tribunales y legislaciones excepcionales”, el 24 y 25 de octubre, contaba Xabier Makazaga, miembro del Comité antitortura, que: “Fue el año 1992 cuando torturaron salvajemente a Kepa Urra (el único caso desde 1986 en que ha habido una sentencia firme por torturas relacionadas con el conflicto político, aunque las personas torturadas hayan sido miles), y resulta que al menos uno de los condenados, José María de las Cuevas Carretero, también era miembro de la USE (Unidad de Servicios Especiales) de la Guardia Civil. Pues bien, tras la condena fue recibido por el presidente Aznar en La Moncloa y el Gobierno le concedió el indulto el 16 de julio de 1999, tras lo cual dicho torturador empezó a tomar habitualmente parte en congresos internacionales en representación del Estado español, y en 2001 recibió, en tanto que representante de la Policía Judicial, a los miembros del CPT del Consejo de Europa que realizaron una visita a España”. Amnistía Internacional y, sobre todo, los detenidos y abogados vienen denunciando desde años la tortura a detenidos políticos vascos por parte del Gobierno español. Una peste de indignidad y, como se ve, de españolidad o, cuando menos, castellanidad, que viene de lejos: a la la aniquilación de indios en América del Sur denominaron los españoles y sus historiadores descubrimiento, los nativos de aquellas tierras, antes y ahora, llamaron y llaman masacre y progrom; también a María la Católica, María Tudor o María la Española los ingleses en su tiempo la denominaban Bloody Mary, Mari la Sanguinaria. Tras los gobiernos de conquista de España y su justicia se dibujan regueros de sangre.

Seguimos con un gobierno, que se dice demócrata, pero que los abertzales de Euskal Herria seguimos llamándole, con la misma o parecida razón que otrora los holandeses e ingleses, sanguinario. Psoe Gal berdin da. Sus funcionarios, jueces y policías, se han convertido en verdugos de un pueblo y unas gentes que quieren ser lo que son: un pueblo, Euskalherria. No cabe la menor duda, de vivir hoy Santi Brouard, hace 24 años asesinado por ellos, estaría en la cárcel, condenado por terrorista por una Audiencia Nacional que muy bien pudiera denominarse hoy, como en tiempos de Alba, Conseil des Trobles. Tan criminal como entonces. Y tampoco les quepa la menor duda de que hoy la ertzaintza habría colaborado en la detención de Santi, como en tiempos colaboraron holandeses e ingleses y algún sudamericano con los sanguinarios españoles. Pero debemos recordar en el recuerdo de Santi que Alba fracasó con toda su inmensa crueldad.

.... ... .